Feng Shui

Mapa Bagua

El Feng Shui, es la técnica que refleja la energía que existe en el ambiente. Es la influencia del entorno en el ser humano, Las palabras FENG y SHUI, tienen varios significados en Oriente. Los mas conocidos son Viento (Feng), y agua (shui). Éstas hacen referencia a dos elementos de la naturaleza que nos afecta a nosotros, y a nuestro entorno. También podemos definir al feng shui, como ¨el fluir de la energía en los espacios donde vivimos¨. El Feng Shui, también se basa en el tiempo y el espacio, y al ser el tiempo cíclico y cambiante, así cambian las energías cuando nos movemos en cualquiera de los espacios de nuestra rutina diaria.
A través de las siguientes líneas, intentaremos enseñaros algunos trucos a tener en cuenta para el correcto flujo de energía en nuestros hogares, y así poder mejorar muchos aspectos de nuestra vida, aprovechando al máximo la energía proveniente del Universo.

PUERTA DE ENTRADA

Las zonas claves a analizar en una casa, son la entrada, la cocina y nuestra habitación. La primera es la puerta del CHI ( Flujo de energía vital), la forma en que recibimos la energía en nuestro hogar. La cocina, es el lugar donde preparamos nuestros alimentos, lo que nos aporta energía. Y nuestra habitación es nuestro lugar de descanso, indispensable para tener una vida sana.
Se dice que si hay un cuarto de baño en frente de la puerta de entrada, trae mala suerte, o que el dinero se va por el váter. Esto no es mas que un mito, aunque si es verdad, que toda la energía que entra al hogar, se concentra en este espacio, con lo cual se desperdicia. Al ser una zona que utilizamos poco, y solo tiene una puerta, el CHÍ se estanca ahí, dejando al resto de la casa falto de energía.
Si tenemos un espejo frente a la puerta, debemos procurar que esté a más de 2,5 metros de la entrada para que no repela la energía.
Otro aspecto semejante, es la presencia de escaleras frente a la puerta de entrada. Mientras más cerca estén las escaleras de la puerta, mayor será el escape de energía. Pero si está a más de 2,5 metros de distancia, entonces no existirá ese problema.
Otra situación que afecta al flujo de energías dentro de nuestro hogar, es si tenemos una puerta de entrada, justo en frente de una puerta de salida (terraza, jardín, porche, etc), ya que la alineación de puertas provoca que el CHÍ escape de la casa sin nutrir el resto de los espacios.
Cuando es un Pilar o una columna lo que vemos desde nuestra puerta, el problema es mayor, ya que aunque tengamos la puerta en una buena zona, con una buena orientación, no vamos a recolectar nada de energía.
Se recomienda evitar casas con algún desnivel sobre la puerta de entrada, ya que se crea un cambio de presión atmosférica, que hace que la energía en vez de entrar, tienda a salir del hogar.
Si la entrada a nuestro hogar es muy oscura, significa que tiene un exceso de energía YING, lo que a la larga puede provocarnos depresiones, desordenes mentales y/o problemas de visión. Debemos evitar estas casas, a menos que podamos hacer alguna remodelación y lograr que entre luz natural.

COCINA

Según el Feng Shui, la cocina debe encontrarse en zonas negativas, ya que según los textos antiguos, el fuego suprime las energías negativas. Y para tener un fórmula equilibrada la zona del fuego debe estar en una zona negativa, pero hacia orientaciones favorables.
Debemos evitar los hogares, donde la cocina se ubique en el centro del hogar, ya que esto sería semejante a quemar el corazón del hogar. Los propietarios de este tipo de viviendas, suelen sufrir inestabilidad, problemas de salud o altos niveles de irritabilidad.
Debemos procurar que los aparatos eléctricos, se encuentren del lado izquierdo de la estufa. Para determinar la posición adecuada, nos pondremos frente a la estufa de espaldas, y en ese punto, a nuestra izquierda es donde colocaremos los aparatos eléctricos de nuestra cocina, como la nevera, lavavajillas, batidora, etc.
Se recomienda evitar hogares donde la cocina se encuentre en una isla central, ya que para el Feng Shui, la estufa debe tener un muro de respaldo. Tener la estufa desprotegida y en el centro de la cocina, provoca energía inestable que afecta a los alimentos.
Debemos evitar a toda costa, que la estufa esté frente a la puerta de entrada de la cocina, ya que en estos casos el CHÍ impacta en la estufa, lo que afecta directamente a la energía de nuestros alimentos, y por ende a nosotros.

HABITACIÓN

Es el lugar mas importante de nuestro hogar, ya que pasamos un tercio de nuestra vida durmiendo, y comunmente lo hacemos en este espacio. Lo primero que debemos hacer, es colocar la cama en una zona donde no se vean esquinas de un muro, donde el CHÍ pase de manera calmada, y no tengamos frente a nosotros ninguna puerta ni ventana. Debemos tener nuestra espalda cubierta, nuestro frente despejado, nuestro lado derecho calmado (sin aparatos eléctricos), y nuestro lado izquierdo activo ( aparatos electrónicos, muebles de gran altura), y es la mejor zona para ventanas y puertas.
Las camas de agua no son recomendables, ya que poseen energía muy inestable, y pueden llegar a crear problemas, por el exceso de energía, en las relaciones de pareja.
Poner espejos frente a la cama, no es ni bueno ni malo, lo que sucede, es que el espejo lo refleja todo, con lo cual si tenemos un sueño muy pesado, éste se nos reflejará, pero si por lo general dormimos bien, no tendremos ningún problema.
Debemos evitar tener una puerta o ventana a los pies de nuestra cama, a menos que se encuentra ubicada a mas de 1,5 metros de distancia. Si es una puerta que comunica a un baño, deberemos poner un biombo para protegernos.
Si nuestra habitación se encuentra encima de la cocina, debemos intentar que la zona del fuego no quede debajo de nuestra cama. Las personas que duermen en este tipo de recámaras, suelen volverse irritables, temperamentales y por lo general no tienen un buen descanso. Si dentro de nuestra habitación tenemos pilares o columnas, es bastante negativo, y deberemos intentar ponerle algún mueble a los lados, para que visualmente no se distinga.
Si al abrir la puerta de nuestra habitación, nos encontramos con un espacio abierto, será estupendo, ya que en esta zona el CHÍ se estabiliza y entra de manera mas calmada a nuestro dormitorio.

Debemos evitar las fuentes de agua o albercas ubicadas en el centro de nuestro hogar, ya que el agua es demasiado YANG, y tenerla en el centro de nuestra casa, vuelve a su energía demasiado inestable.
El centro de nuestro hogar, debe tener una ventilación e iluminación adecuadas, ya que espiritualmente es el corazón , y tenerlo oscuro simboliza falta de prosperidad.
También debemos evitar tener baños en la zona central de nuestro hogar, ya que nos puede provocar sueños muy pesados.. Si este es el caso, debemos colocar 2Kg de sal marina cerca de WC, en botes abiertos, y cambiar la sal cada 6 meses .
Las casas que tienes escaleras en el centro, poseen una energía muy inestable, y las personas que la habitan se vuelven irritables, ansiosos y malhumorados. Tampoco es recomendable, colocar aparatos electrónicos en el centro de nuestro hogar, sobre todo los de gran tamaño, ya que también afecta a nuestro estado de ánimo.